Saludables y ligeras

¿Sabías que puedes hacer germinados para tus comidas? ¡Es muy fácil y económico!

Los germinados son una fuente rica en energía, poseen clorofila, aminoácidos, vitaminas y minerales que harán que nuestro cuerpo se sienta más activo y saludable.  Por su carácter fresco, es muy fácil de digerir y mientras más pronto las consumamos más aportará a nuestro organismo.

Estos brotes contienen diversas propiedades, algunas de las cuales te mencionaremos a continuación:

  • Contiene aminoácidos esenciales que nos ayudarán a fortalecer nuestro sistema inmunológico.
  • Son ricos en vitamina C.•
  • Posee Beta carotenos ideales para un óptimo desarrollo en niños y adolescentes.• 
  • Contiene vitamina B.La tiamina (B1), la riboflavina (B2) y la niacina (B3) que contribuyen para que nuestro sistema nervioso esté en orden.
  • Tiene un alto porcentaje de vitamina E que actúa como antioxidante celular, es un excelente protector del corazón y un buen tonificante.
  • Posee propiedades coagulantes por su contenido de vitamina K.
  • La clorofila también está entre sus cualidades, esta es absorbida directamente por la sangre a través del sistema linfático, en el torrente sanguíneo activa el metabolismo celular, mejora las defensas, resistencia, capacidad regeneradora de las células, y la respiración, potencia los procesos naturales de curación, depura la sangre, frena las infecciones y equilibra la relación ácido-base en el organismo.•
  • Proporcionan abundante calcio que fortalecen nuestros huesos.
  • También poseen un alto contenido en potasio y hierro, que fortalecen nuestro organismo y evitan que padezcamos de anemia.

¿Grandioso, verdad? Este maravilloso alimento lo podemos ingerir en diversas recetas: ensaladas, arroces, sándwich, por lo que no hay motivo para no hacerlo.

Hoy te enseñaremos a hacer tus propios germinados de una manera muy fácil y económica. Así no tendrás que perderte de este excelente alimento y de sus propiedades.

Germinados

Germinados– Collage Crema y Natta

Procedimiento para hacer nuestros propios germinados de forma fácil y económica:

  • Tomamos un puño de lentejas y remojamos en un tazón durante una noche.
  • Luego buscamos una botella plástica limpia y le hacemos pequeños huecos con un cuchillo por toda la botella.
  • Echamos las lentejas y procuramos mantenerlas húmedas. Todos los días le echamos agua y hacemos que salga toda por los huequitos.
  • Conservamos la botella en un lugar con poca luz.
  • Nuestro germinado estará listo en 7 días.
  • Pasados los 7 días, cortamos la botella y extraemos nuestro germinado.

¡Es realmente sencillo! Y tendremos una gran fuente de nutrientes que agregar a nuestras comidas diarias.

¡A tu salud!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s