Almuerzo

¿Te gustan los vegetales? Prepara estas increíbles albóndigas de espinaca con queso.

Si eres de esas personas poco o cero carnívoras, o simplemente deseas descansar un poco de las carnes, esta receta es ideal para ti. Bien sabemos que la espinaca es uno de los vegetales que más potencian nuestra alimentación, sin embargo, algunos aún creen que comer vegetales implica comer insípido, y no hay nada más lejos de la realidad. Es por ello que hoy te traemos esta espectacular receta que hará temblar tu paladar de lo deliciosa que está.

Receta de albóndigas de espinaca con queso.

Albóndigas de espinaca

Albóndigas de espinaca- Collage La Crema y Natta

Para ello necesitamos:

  • 300 g de espinacas frescas o congeladas en hojas
  • 2 huevos
  • 150 g de queso rallado + 50 g para espolvorear al servir
  • Sal, pimienta, ajo en polvo y nuez moscada
  • 2 cucharadas soperas de harina de trigo
  • Leche (solo si es necesario)
  • Una cucharada de mantequilla

Preparación paso a paso:

  • En una sartén caliente, saltearemos las espinacas con mantequilla, sal, pimienta, ajo en polvo y nuez moscada hasta que estén cocidas.
  • Cuando estén cocidas, añadimos la harina y los huevos batidos, mezclamos bien y esperamos a que tueste un poco. La espinaca soltará un agua que con la cocción y la harina hará una salsa cremosa.
  • Cuando la salsa esté cremosa, añadimos el queso, sacamos la sartén del fuego y revolvemos hasta que el queso se derrita y quede una especie de masa que se pueda moldear. Si queda muy compacta, añadimos un poco de leche para que se suelte y logremos la textura perfecta para hacer nuestras albóndigas. Si queda muy líquida, agregaremos un poco más de harina.
  • Una vez lista y tibia la mezcla, haremos bolitas del tamaño de un bocado con toda la masa y las terminaremos de cocer en agua hirviendo. Las sacaremos cuando las albóndigas floten.
  • Una vez listas y escurridas, las pasamos nuevamente a la sartén y salteamos con un poco de mantequilla y pimienta. Agregamos el resto del queso por encima, apagamos el fuego y tapamos la sartén por cinco minutos para que el sabor se concentre.
  • Servimos y acompañamos con trozos de pan.

Está increíble, ¿verdad? Sé que te dieron ganas de prepararlas. Y de verdad esperamos que lo hagas, porque amarás la textura y el sabor de estas deliciosas albóndigas.

¡Buen provecho!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s